martes, 1 de mayo de 2012

INTERNATIONAL FRIENDS (2)


Hace días que tengo pendiente escribir esta segunda parte... Lo que pasó con esos amigos del alma que dejé en NY, a los que no quería querer para no sufrir al separarnos. 
Como era de esperar, no pude crear esa distancia y los quise con el alma y sufrí al separarnos.
Por fortuna la vida te depara segundas partes que SÍ SON BUENAS. Lo que se cultivó en esas calles de Manhattan, entre el ruido y los claxons, la multitud y los rodajes, los museos, la multiculturalidad y las ardillas de Central Park... Fue amistad, AMISTAD verdadera.
Cuando me despedí de Diana, la doctora loquita, mi mejor amiga por aquellos lares, volvíamos de comer en Pollos Mario (una cadena de restaurantes Colombianos en NY con manjares sobrehumanos y precios súper asequibles). Charlamos y reímos cogidas del brazo hasta el último minuto, cuando llegamos a aquella estación de Queens en la que todo el peso de la realidad nos invadió de golpe: seguramente no volveríamos a vernos. Ella regresaba a Colombia y yo a Barcelona dentro de poco. Se alejó cabizbaja, mirando hacia atrás cada dos segundos, la vi subir al metro y me quedé allí quieta hasta que el tren fue ya invisible.

De Toshi, mi amigo japonés, el enamorado de España. Me despedí mi última noche en NY. Después de bailar hasta el amanecer. Nos abrazamos en la 7ª Ave con la 45 tan cerquita de ese Times Square que tantas veces nos sirvió como punto de encuentro. Otra vez lágrimas y certeza de adiós definitivo.

Nunca pensé que en un año los tendría aquí, los tendría a los dos. Que todo confluiría para que los  tres jinetes del apocalipsis estuvieran de nuevo juntos, esta vez en un escenario muy distinto pero bello también.
El encuentro fue de locos, nos abrazábamos, nos pellizcábamos, nos gritábamos, nos moríamos de risa, no podíamos creer que fuera posible: estábamos juntos de nuevo. LOS TRES.


Les enseñé mi ciudad con todo el amor posible. Alucinaron con el encanto del Barrio Gótico y las maravillas de Gaudí.
Disfrutamos del mar, navegamos, comimos paella, bebimos sangría, bailamos flamenco, ¡sí señor! Cumplimos los tópicos... Pateamos de nuevo la lengua inglesa con nuestras incongruencias lingüísticas, y volvimos a demostrarnos que la amistad tiene idioma propio en el que no importa tu lengua materna y en el que no caben prejuicios culturales.

Llegó la hora de decirnos adiós otra vez: de nuevo besos, abrazos y promesas... Pero ahora no habían lágrimas, sólo certeza. Certeza de que la amistad pasó la prueba de la distancia, de que nuestros lazos son fuertes y de que somos chicos de mundo. CERTEZA de que no importa el lugar: en Tokio, en Medellín, en Barcelona o en New York ¡VOLVEREMOS A VERNOS!



Os dejo hoy con una selección fotográfica de esos lugares llenos de magia de los que disfruté con mis amigos. No son mías sino de un artistazo llamado Ruben Fernández, otro chico de mundo. Mi Barcelona es aún más bella desde su objetivo. No os perdáis sus obras maestras.














22 comentarios:

  1. Hola Nica!

    Soy tu amiga Nebur! Cuanto tiempo desde mi último comentario! Barcelona es única, pero hay que saber disfrutarla, y tú eres una experta!

    Un beso!

    ResponderEliminar
  2. "la amistad tiene idioma propio en el que no importa tu lengua materna y en el que no caben prejuicios culturales"

    Gran frase!!!!! y que gran verdad...te quiero mucha preciosa.

    Petonet
    Berta

    ResponderEliminar
  3. La amistad, que palabra tan fácil de decir y tan díficil de encontrar.
    Los amigos de verdad están sin estar, dan sin dar y el destino te los pone donde menos te lo esperas.
    Tenemos que estar con los ojos bien abiertos para encontrarlos allí donde el azar nos los pone.

    Preciosa entrada,
    Que suerte han tenido de conocerte.

    Un beso fuerte.
    Otro amigo que tienen la suerte de tenerte más cerca.

    ResponderEliminar
  4. Que lindo post y me siento tan identificada! también tengo amigos del otro lado del "charco" y los extraño horrores! Por suerte el año pasado pude visitarlos, este año les toca a ellos! beso enorme y gracias por visitar y comentar mi blog http://trendytips-trednygirls.blogspot.com

    ResponderEliminar
  5. Hola preciosa, que belleza de imagenes. wow Y si. me imagino bien lo triste que debiste haberte sentido al despedirte de tus amigos, pero buebo que la vida sigue y como tu dices, pronto se verian nuevamente
    Un fuerte abrazo

    ResponderEliminar
  6. Maravillosa entrada Nica, nos has dejado un hermoso testimonio de que la amistad cuando se genera en el alma, es auténtica y no hay distancias capaces de borrarla. Me has hecho recordar muchas despedidas que dejan el corazòn partido en làgrimas pero que en cada reencuentro se vuelve a ensanchar de risas...qué razòn tienes, el idioma propio de la amistad no conoce incongruencias lingüísticas, lo confirmo plenamente, al igual que el del amor, es lo mismo...
    Las fotos de Ruben Fernàndez me han hechizado, captan la magia de tu ciudad Barcelona, y esa amapola roja con la Sagrada Familia detràs, emociona y magnetiza como la balconada de la casa Batllò.
    Ah, por cierto, estàis guapìsimos los tres. Imagino que tù eres la chica rubia.
    Gracias de nuevo por compartir tus sentimientos con nosotros.
    Te abrazo fuerte desde Venecia
    Chusa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida Chusa, me alegro tanto que te haya gustado... Tú sabes mucho de distancia, de despedidas y de idiomas universales.
      Ese bellezón rubio es mi amiga Diana... Yo soy la morena.
      Un besazo y yo también te abrazo muy fuerte desde aquí.

      Eliminar
    2. Nica, al decir que Diana es colombiana deduje que era la morena, en cambio esa guapìsima morenaza eres tù... jajaja. Qué bien que habéis disfrutado de este reencuentro, se nota en la foto que con solo verla ya sonrìo.
      Besitos querida amiga, de nuevo,
      Chusa

      Eliminar
  7. Qué bonitas fotos... y qué bueno las reuniones para recordar tiempos pasados y continuar con las relaciones de amistad, para que estén más vivas que nunca. Un beso

    ResponderEliminar
  8. Siempre me arrancas una sonrisa Nica ;) : Un post rebosante de cariño y amistad.
    Y las fotos de R. Fernández, son maravillosas, increíble ese cielo azul encima de la pedrera!
    Un beso enorme

    ResponderEliminar
  9. Bellissime le tue fotografie!!
    felice giornata....ciao

    ResponderEliminar
  10. Preciosísimas fotos las de este chico...son maravillosas!Qué ilu hacen los reencuentros,son momentos increíbles,mágicos..y oye...qué guapa eres..BESAZOS!!!

    ResponderEliminar
  11. beautiful photos, great memories to cherish for a lifetime

    ResponderEliminar
  12. que maravilla de fotos! Me alegro que hayas disfrutado tanto con tus amigos y que suerte ellos de tenerte de guía .
    bss Cris

    muebleando otra vez

    ResponderEliminar
  13. Adoro Barcelona, por eso me vine a vivir aquí :)
    Los amigos de verdad pueden con el tiempo, con la distancia, y con todo.
    Seguro que os volvereis a ver :)
    bss
    http://lacasitademanderley.blogspot.com

    ResponderEliminar
  14. Y si deciden encontrarse en Lima... ¡avisa nomás!

    ResponderEliminar
  15. I love it! AMAZING PICS!

    http://estilohedonico.blogspot.pt/

    xoxo

    ResponderEliminar
  16. Que belleza la de Barcelona... Ojalá pronto os volváis a reunir para recordar y volver a pasear or lugares encantados... Bsss, lindo post lleno de corazón (como siempre, linda)
    www.clubmujeresreales.blogspot.com

    ResponderEliminar
  17. Cuando puedas, pásate por mi blog. Gracias y un saludo.

    ResponderEliminar
  18. Hola amiguita! Toc, toc, toc...Ya está la pesada esperando nuevo post... Mira que soy plasta, pero es que me encantan tus historias sobre la amistad! Soy una romántica! Bsss linda!
    www.clubmujeresreales.blogspot.com

    ResponderEliminar

Un comentario tuyo es la mejor recompensa. Gracias ;)