lunes, 13 de febrero de 2012

PASEANDO POR LAS ALTURAS... OTRA VEZ NEW YORK!

No hay un sólo día que no recuerde mi estancia en Nueva York.
Siento que la vida me dio una tregua, unos meses de paréntesis sin malas noticias, sin obligaciones, sin quebraderos de cabeza y a menudo echo en falta esa sensación de bienestar, asociada al tiempo libre, a las nuevas experiencias, al sol en la cara, a estar bien con una misma.

Cuando habitaba la City sólo tenía que preocuparme de ir a clase, disfrutar de la gente que conocí y pasear sin descanso. Tanto patee que algún que otro zapato maravilloso adquirido allí nunca llegó a España, acabó reventado por tantas y tantas pisadas en el asfalto.

Para mi, no hay rutita newyorkina que no merezca la pena... En Manhattan o en cualquiera de sus distritos, la ciudad siempre te brinda sorpresas, opciones inesperadas y rincones maravillosos. Sin embargo hay un paseo del que hoy quiero hablarte...

Creo que si me tengo que quedar con un barrio en NY me quedo con Chelsea.
Chelsea es un barrio diverso, con buena vida nocturna, estupenda oferta culinaria, mezcla de pequeñas callejuelas y calles industriales, una localización que no está demasiado lejos ni del norte ni del sur (ni lo estaba de mi casa) un montón de tiendas y, en este momento, la mayor parte de galerías de arte de la ciudad.


Durante la Edad de Oro de NY a finales del s. XIX, Chelsea fue un centro comercial textil que atraía a compradores adinerados a sus diversos establecimientos. Cerca del rio Hudson aún puedes encontrar gran cantidad de almacenes y antiguas fábricas y esto marca la impronta del barrio.


Creo que lo que más me gustó es que refleja perfectamente el carácter newyorkino, las ganas de convertir lo feo en bonito, de mimar la ciudad, de cuidar y rehabilitar cada rincón...


La primera vez que fui a Chelsea estuve a punto de abandonar. Iba sola y nada más encontraba calles industriales con galerías de arte ya cerradas... Hasta sentí un poco de miedo, cosa que me pasó muy pocas veces. Cuando estaba a punto de darme la vuelta empecé a ver gente muy guapa y decidí seguir un poco más. Ante mis ojos apareció el Rio Hudson en toda su majestuosidad en el Chelsea Pier donde disfruté de uno de los atardeceres más especiales de mi vida.


En unos maravillosos barcos la gente guapa de NY también disfrutaba de su particular puesta de sol.




Desde el muelle de Chelsea puedes ver New Yersey, el Alto y el Bajo Manhattan, la Estatua de la Libertad y un faro que avisa a los marineros de que están entrando en la ciudad de los sueños.




Alrededor del Pier, otro parque, donde la gente también se descalza, pasea, come y ve pasar el tiempo... y los veleros.

Cerca del río hay un parque público muy especial. Se trata de la HIGH LINE (Linea Alta). Es un puente elevado por donde pasaba una antigua vía férrea de mercancías.




Lo han convertido en un parque y si lo sigues puedes pasear por los tejados, atravesar fábricas y especialísimas viviendas.

Hay hamacas de teca, plantas aromáticas y obras de arte al aire libre... Y unas vistas impresionantes del río y unas puestas de sol absolutamente espectaculares.
















Y como esto es NY lo mismo te encuentras con el rodaje de una peli que con un desfile de modelos en pleno parque.







Bajando del puente encuentras unas placitas llenas de garitos con mucho ambiente y muy cerquita el CHELSEA MARKET que ocupa una antigua fábrica del imperio de galletas Nabisco (creador de las Oreo). Allí están los mejores productos ecológicos de la ciudad, las mejores flores, el mejor café, el mejor pescado...
Me gusta Chelsea, me encanta... Por las puestas de sol, por la libertad que sentí cuando me enfrenté por primera vez a ese inmenso río, por el Sushi riquísimo de Seafood Market


Por el Capuccino que sabe a café de verdad, porque es el barrio de las flores... Porque lo descubrí sola, sin guías y sin rutas... Por la gente guapa y alegre que lo habita, por los spas de manos que te dejan la piel como la seda, por sus fábricas feas, por sus flores preciosas, por la alegría que transmite y, porque no decirlo, porque Chelsea me recuerda a mi.
Tal vez no es bonito a primera vista, pero perderse en sus calles, con la mentalidad abierta, sin querer encontrar lo obvio, es una experiencia inolvidable.

12 comentarios:

  1. Ay NIÑA QUERIDA... Que PASEO más ESPECIAL y MARAVILLOSO en 5 minutos!!
    Como siempre la lectura de tus letras me ha fascinado, porque tienes la particularidad de TRANSMITIR y eso querida mía, eso no lo sabe hacer todo el mundo.
    BESOS y MIL GRACIAS por este ratito:)

    ResponderEliminar
  2. Maravilloso paseo Nica. Me has trasladado a NY, y como creo que este año toca viaje allí, que mejor que este post para irme aclimatando. Besos preciosa.

    ResponderEliminar
  3. ¡Me encanta la entrada! Yo estuve también unos meses trabajando en NY y la experiencia fue muy buena. Vivía muy cerca de Chelsea, y me gustaba pasear por ahí y por el West Village, pasando por Tribeca hasta el Soho. Por dentro y por la orilla del río...
    ¡¡Gracias por tu recorrido!!

    ResponderEliminar
  4. Qué post más estupendo Nica.
    A mí también me encanta toda esa zona ¡como ha cambiado y como sigue cambiando! ahora hay unas galerías increíbles... Me encanta tu espíritu abierto y todo lo que nos cuentas siempre. Besos mil

    ResponderEliminar
  5. gracias por haberme hecho volver, aunque haya sido por unos minutitos!loviu. Carmen T de Dann

    ResponderEliminar
  6. New York, siempre maravillosa... Quiero más! Quiero viajarrr!!! Mamma mía que mono tengo!!! Jo, llevo sin salir de España siglos (un mes) pero se me hace eterno! Yo que me cojo un avión y si son menos de 23 horas de viaje pongo una querella! Jooooooo!!! Me encanta leer historias de viajes, gracias por el post!
    www.clubmujeresreales.blogspot.com

    ResponderEliminar
  7. Hola Nica, la verdad es que yo tambien te he leido a traves de Conchy, envidia sana me da tu post, mi sueño es viajar a Nueva York. Yo Tambien me quedo por aqui. Salu2

    ResponderEliminar
  8. Ole mi niña!! Pero que facilidad tienes para hacernos viajar de un lado para otro! Eres total! Ay, cuanto cariñico que te he cogido, Nica.
    Un besito gordo
    Yolanda
    crealaluna-artesania.blogspot.com

    ResponderEliminar
  9. Me gusta Chelsea, me encanta... Por todo lo que has dicho y, porque si paseo por allí seguro que estarás tú.

    Me gusta Chelsea, me encanta... porque Chelsea te recuerda a ti y me encantas tú.

    Gracias por compartir este maravilloso lugar y todos aquellos que conozcan Chelsea, sabrán lo extraordinaria que eres.

    Un abrazo,

    Uno de tus seguidores.

    ResponderEliminar
  10. Nica! Me quedé sin comentario: yo borré uno y tú el otro!! Re-ponlo si puedes... yo ya borro el que sobre si sale duplicado.. thanks! Y muakkkks

    ResponderEliminar
  11. Hola amiguita! Como estás? Siempre entro a ver si me has vuelto a invitar a viajar por tus mundos! Jooooo! Queremos post nuevo yaaaa!!! Bsssss de tu fn number one!!!
    www.clubmujeresreales.blogspot.com

    ResponderEliminar
  12. Yo soy una más de los que desean ir a New York en algún momento. Veo que es totalmente recomendable por tu parte, ¡que delicia de fotos y de descripciones!
    Mucha gente siempre habla de las películas o las series rodadas, pero la verdad es que más que todo eso me atrae el arte, las tiendas, los rinconcitos de la ciudad, lo que aún está por descubrir...

    Muy buen post.
    Un beso.

    ResponderEliminar

Un comentario tuyo es la mejor recompensa. Gracias ;)